Lamentablemente, muchos ciudadanos venezolanos están migrando a España, literalmente con lo puesto!, son muy pocos los que pueden permitirse tramitar una visado del tipo que sea, por las circunstancias que fueren.

Ahora bien, qué pasa cuando llegan a Tenerife y se consiguen con la realidad de frente?

Con independencia de que muchas familias consiguen de forma inmediata cubrir las necesidades de salud y educación para sus hijos, son muchos los que creen que están destinados a tener que esperar los siguientes tres años para poder optar a una tarjeta sanitaria.

Canarias, es una de las pocas comunidades autónomas de España que cuenta con la tarjeta de asistencia sanitaria básica para personas extranjeras no autorizadas ni registradas como residentes en el territorio español, estableciendo como requisito indispensable que carecen de recursos económicos suficientes.

Para ello, deben acreditar ser mayores de edad, no tener derecho a la condición de asegurado por el INSS, ISM, no exportar el derecho a la asistencia de su país de origen, no tener convenio para recibir asistencia, estar empadronado en un ayuntamiento o varios hasta igualar o superar los 3 meses y por último no disponer de ingreso superiores al cómputo anual del IPREM (indicador público de renta de efectos múltiples).

Hay que ser cautos a la hora de tomar decisiones de éste índole, España está siendo castigada por la crisis, y aunque existan comunidades autónomas, como Canarias, que prestan asistencia sanitaria a los extranjeros no residentes, lo cierto es que las condiciones de trabajo para el español medio son muy duras, imaginen, entonces lo que queda para los demás…

 

Write a comment:

*

Your email address will not be published.